No hay Oscar para tanto político